Moscú Sin Gluten

Moscú Sin Gluten

Cada dia Moscú está más “europeo” (en el buen sentido de la palabra). Hoy cociné la papilla de sémola y en la etiqueta leí que el trigo contenía de alérgenos el gluten. Fijé en eso, porque una cliente mía está preocupada por la cuestión de gluten en Moscú. Así que ella me envió un texto interesante al respecto, que parece un poco arrogante y obsoleto, pero puede ser útil: “Rusia sin gluten“.

Por un lado los autores escriben, que en Rusia nadie tiene idea del concepto “sin gluten”, por el otro lado ellos fijan que en las cadenas principales de supermercados siempre hay góndolas de los productos “sin gluten”:

Moscú sin gluten

San Petersburgo sin gluten

La buena noticia es que según los “singlutenologos” la mayor parte de los platos típicos rusos no llevan el gluten. Los autores ponen los platos rusos “tradicionales” entre comillas, inculcando la idea, que estos platos vienen de otros países pertenecientes a la extinta URSS, pero en la lista de los platos rusos ellos no pudieron mencionar nada “ajeno”: puros platos rusos (aunque es verdad, que en nuestra cocina cotidiana cocinamos también algunos platos georgianos, uzbecos, etc., pero siempre sabiendo que son platos de estos países, el khinkali no puede ser ruso, la palabra misma es georgiana, pero está bien, los rusos estamos acostumbrados a las impertinencias de los extranjeros acomplejados).

Sopas, ensaladas y pescado han sido la base de la cocina del campesinado ruso y probablemente nuestra alta “singlutenización” está causada por la política de los Romanov, que simplemente exportaban todo el trigo al extranjero (el trigo fue su café y banana). Así que vivan los borsch, schi, ujá, ensaladas, pescado, caviar y trigo sarraceno (los rusos lo llamamos el “trigo griego”/”grechka”, es un trigo básico de los rusos, la subida de su precio puede provocar una revolución, es super saludable y en Europa se vende solo en las tiendas orgánicas más TOP)!

Leer más:

Slow Food Russo